Sunday, October 15, 2017


XXIX DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO- CICLO A – 2017

LIBRO DEL SEGUNDO ISAIAS

Ø  La segunda parte del libro de Isaias cc. 40-55 refleja una realidad histórica diferente de la primera parte o primer libro de Isaias de Jerusalén.

Ø  El pueblo del Reino de Judá ha sido deportado a Babilonia

Ø  En al año 539 Ciro, el persa entra triunfante en Babilonia y proclama la libertad de los deporrados, a quienes se permite regresar a su país.

Ø  El segundo Isaías, llamado así porque no conocemos su nombre, podría ser uno de los deportados que regresa.  

Ø  Su ministerio tiene dos momentos diferentes aunque siempre es de consolación:

o   cc. 40-48 los textos se refieren a los desterrados que deben emprender el camino de regreso. El profeta los alienta explicando el significado que ha tenido el tiempo de destierro

o   cc.  49-55 Los textos se refieren a los repatriados, sobre todo el grupo que no ha encontrado acogida a su regreso. Se encuentran en esta parte los poemas o cánticos del Siervo de Yavé, y la apertura de las naciones paganas al Dios de Israel

PRIMERA LECTURA Is 45,1. 4-6

Ø  El Señor Dios de Israel habla a Ciro, rey persa pagano, como a su Ungido

Ø  Y le dice como lo ha tomado de la mano para ser su instrumento en la liberación de los pueblos

Ø  Dios ha llamado a Ciro y hará la obra de liberación por amor a su siervo Jacob a su elegido Israel.

Ø  Le dice a Ciro que lo ha llamado por nombre, como le dice también al profeta Jeremías

Ø  Cuan cierto es que todos somos hijos de nuestro Dios, no solo los que creemos en Él sino todos

Ø  Le dice a Ciro que el título de honor que tiene se lo ha dado Él, aunque Ciro no lo conoce

Ø  Le pone el cinturón es decir le da la dignidad real

Ø  Y aquí le recuerda otra vez que ha hecho esto aunque Ciro no lo conoce.

Ø  Qué lectura tan hermosa, que ensancha el corazón y abre horizontes inesperados e infinitos a la fe. Dios se cuida de todos nosotros y a todos nos pide la colaboración a creyentes y paganos, justos y pecadores, de todos los colores y razas y religiones….. e incluso a no creyentes, quien se abre a su presencia en su vida, a pesar de no conocerlo,  hace obras buenas, cambia el rumbo si iba equivocado

Ø  Por todas las generaciones recordamos a Ciro, aquel rey pagano, que no conocía al Dios verdadero al Dios de Israel pero que fue su colaborador.

SALMO RESPONSORIAL:  Salmo 95, 1 y 3. 4-5. 7-8. 9-10a y c

R. (7b) Cantemos la grandeza del Señor.
Cantemos al Señor un canto nuevo,
que le cante al Señor toda la tierra.
Su grandeza anunciemos a los pueblos;
de nación en nación sus maravillas.
R. Cantemos la grandeza del Señor.
Cantemos al Señor, porque él es grande,
más digno de alabanza y más tremendo
que todos los dioses paganos, que ni existen;
ha sido el Señor quien hizo el cielo.
R. Cantemos la grandeza del Señor.
Alaben al Señor, pueblos del orbe,
reconozcan su gloria y su poder
y tribútenle honores a su nombre.
Ofrézcanle en sus atrios sacrificios.
R. Cantemos la grandeza del Señor.
Caigamos en su templo de rodillas.
Tiemblen ante el Señor los atrevidos.
"Reina el Señor". digamos a los pueblos.
El gobierna a las naciones con justicia.
R. Cantemos la grandeza del Señor.

Ø  Salmo que canta las maravillas obradas por Dios y nos invita a anunciar de nación en nación las maravillas que Él obra.

Ø  Él es el único que es Dios,

Ø  Dios es quien gobierna las naciones con justicia y llama a los seres humanos a que hagamos lo mismo, nos llama a ser sus colaboradores.

EVANGELIO Mt 22,15-21

Ø  Los fariseos no habían quedado satisfechos más bien estaban enojados porque Jesús en el Templo dispersó el negocio que tenían, y también les desagradaron  las parábolas de los dos hijos, de los viñadores homicidas, del banquete de bodas porque eran muy directas y les cuestionaba o acusaba de sus comportamientos.

Ø  Como son inteligentes y muy estudiados creen que saben mucho más que este pobre rabino, joven y que ha sido carpintero toda su vida. Y deciden tenderle una trampa.

Ø  Le preguntas por los impuestos, o tributos. Esto siempre ha sido y sigue siendo motivo de malestar, tener que pagar los impuestos a la nación. Para ellos era peor porque eran impuestos para el imperio romano al que ellos odiaban.

Ø  Jesús les   pide le enseñen una moneda.

Ø  Y les pregunta ¿de quién es la cara que está en esta moneda?

Ø  Le responden del César, pues está claro que entonces tendremos que darle a César lo que es suyo, esta  moneda con su cara

Ø  Pero añade algo que usamos mucho, pero creo que sin pensar mucho lo que decimos, al menos así me lo parece

Ø  Denle al César lo suyo, lo que tiene su imagen pero a Dios denle lo que es suyo

Ø  Y leí algo que me pareció tan interesante que desde entonces cuando lo medito me ayuda mucho.

Ø  Denle a Dios lo suyo, ¿qué es lo suyo? ¿Mi tiempo, mi talento, mi tesoro…..? en fin decimos muchas cosas, pero decía lo que leí que si le devolvemos César su imagen grabada en la moneda, a Dios tenemos que darle su imagen que es cada uno de nosotros, y esto es mucho más que dar cosas sino que nos damos a Él pues le pertenecemos por ser su imagen, “hagamos al ser humano a nuestra imagen y semejanza…”

SEGUNDA LECTURA 1 Tes 1,1-5b

Ø  Empezaremos la lectura de esta carta de Pablo

Ø  Cuando leamos este texto solos, podríamos personalizarlo poniendo el nombre de nuestra parroquia.

Ø  Y escuchar como dichas a nosotros “damos gracias por vosotros, por ti Juan, Silvia, Rosendo, María…. Recordamos

o   La actividad de tu fe

o   El esfuerzo de tu amor

o   La firmeza de tu esperanza

o   Es decir como estás actuando  en tu vida las tres virtudes teologales recibidas en tu bautismo

o   Y todo esto en Jesucristo, tú y toda la comunidad están en Jesucristo y dejan que Él los guíe

Ø  Y Pablo, Silvano y Timoteo recuerdan a la comunidad que han sido elegidos; en la primera lectura Dios le cordaba esto mismo a Ciro.

Ø  Y en el último versículo que leeremos Pablo, Silvano y Timoteo recuerdan a la comunidad que su predicación no fue solo con palabras sino también con la fuerza del Espíritu Santo.  

RINCON CLARETIANO

Aquí me puso de nuevo delante las Órdenes Religiosas, y me hizo ver el deplorable estado de


toda la Iglesia universal; y me dijo con palabras sentidísimas, dignas de toda ponderación, que no

tenían otro remedio los males de la Santa Iglesia que la guarda de su Santísima Ley.

Aquí vi a Nuestro Señor Jesucristo, que lo tenía presente de un modo muy especial, con tanta

pena por los males de la Iglesia, que parecía como que le saltaran lágrimas de sus divinos ojos, y

me dijo con gran sentimiento: «Mira, hija mía, si con lágrimas pudiera renovar el espíritu de mi

Iglesia, de sangre viva las lloraría; pues que no me contenté en agotar toda la de mis venas para

su creación, sino que me dejé a Mí mismo en prenda y memoria del infinito amor que le tengo

para su conservación hasta el fin de los siglos». (Esta visión me la renovó Nuestro Señor la

noche siguiente estando en oración).Venerable María Antonia París, Fundadora de las Religiosas de María Inmaculada Misioneras Claretianas, Autobiografía 8-9.



La razón es que, como yo, según he dicho, soy de corazón tan tierno y compasivo que no puedo ver una desgracia, una miseria que no la socorra, me quitaré el pan de la boca para dar al pobrecito y aun me abstendré de ponérmelo en la boca para tenerlo y darlo cuando me lo pidan, y me da escrúpulo el gastar para mí recordando que hay necesidades para remediar; pues bien, si estas miserias corporales y momentáneas me afectan tanto, se deja comprender lo que producirá en mi corazón el pensar en las penas eternas del infierno, no para mí, sino para los demás que voluntariamente viven en pecado mortal. San Antonio María Claret, Fundador de las Religiosas de María Inmaculada Misioneras Claretianas, Autobiografía 10.   

BIBLIOGRAFÍA

CLARET, SAN ANTONIO  MARÍA. Autobiografía.

PAGOLA, JOSÉ ANTONIO. El camino abierto por Jesús. 2011

PARIS, VENERABLE MARÍA ANTONIA. Autobiografía.

SAGRADA BIBLIA – Versión oficial de la Conferencia Episcopal Española, 2010.


Thursday, October 12, 2017


XXVIII DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO    -  OCTUBRE 15, 2017
ü   La primera lectura y el evangelio nos hablan del Reino de Dios por medio de semejanzas.
ü  Para Pablo su fuerza reside en Dios.

PRIMERA LECTURA  Is 25,6-10ª
Ø  La lectura de este domingo está tomada de la primera parte del libro que llamamos de Isaías, cuyo autor es el Primer Isaías o Isaías de Jerusalén.
Ø  La actividad de este profeta se puede situar entre los años 740 hasta el 687 A.C.
Ø  Su actividad cubre tres períodos:
o   Primer período breve en duración desde la muerte del rey Ozias hasta la de su hijo Jotán en 735. Es una época de paz, el país goza todavía de prosperidad.
o   Segundo período 734-733 tiempo de luchas políticas
o   El tercer período más largo que los anteriores,  buscan contacto con Egipto para liberarse de la protección asiria.
QUÉ NOS DICE LA LECTURA DE ESTE DOMINGO
-          El cambio que se experimentará tiene a Dios como agente y el autor lo describe usando cuatro símbolos:
o   La montaña, escenario del banquete
o   El banquete
o   La presencia de la multitud de pueblos
o   Cambio de la situación de sufrimiento en bienestar.
-           Isaías habla de lo que pasará en el monte santo, Jerusalén.
o   El monte santo empieza siendo Jerusalén, pero luego se transforma en la eternidad feliz donde toda muerte será destruida.
o   No sólo la muerte o final de la vida, sino las muchas muertes que sufrimos, interna y externamente, provocadas por otros o por nosotros mismas.
o   Siempre que se habla de bienestar se habla de frutos abundantes y suculentos, de vinos de calidad.
o   Todo velo será destruido en este monte santo, velo que cubre los pueblos, velo de la ignorancia, de la falta de libertad, de todo aquello que oscurece en nosotros la capacidad de descubrir la presencia de Dios en nosotros, en todos y en todo.
o   La muerte será destruida para siempre en este monte que simboliza la Jerusalén del cielo, así como todo lugar y situación de encuentro con Dios. Cuando Él está presente aunque muramos en realidad viviremos.
o   En este monte Dios enjugará las lágrimas de todos los ojos, ¡qué promesa tan hermosa y consoladora! ¡cuántas lágrimas se derraman en nuestro mundo, cuanto sufrimiento en los seres humanos!
o   Todo esto que el profeta nos describe es obra de Dios al que miramos para ser salvados.

SALMO RESPONSORIAL Sal 23, 1-3a. 3b – 4.5.6

R. (6cd) Habitaré en la casa del Señor toda la vida.
El Señor es mi pastor, nada me falta:
en verdes praderas me hace reposar
y hacia fuentes tranquilas me conduce
para reparar mis fuerzas.
R. Habitaré en la casa del Señor toda la vida.
Por ser u Dios fiel a sus promesas
me guía por el sendero recto;
así, aunque camine por cañadas oscuras,
nada temo, porque tú estás conmigo.
Tu vara y tu cayado me dan seguridad.
R. Habitaré en la casa del Señor toda la vida.
Tú mismo me preparas la mesa,
a despecho de mis adversarios;
me unges la cabeza con perfume
y llenas mi copa hasta los bordes.
R. Habitaré en la casa del Señor toda la vida.
*      Salmo de   gran  belleza, que describe la paz y la seguridad de quien siente la presencia y compañía de Dios en su vida.
*      Compañía y seguridad que el salmista describe con imágenes muy sugestivas: las praderas, el agua de los manantiales, la mesa preparada y el aceite que unge y perfuma.
*      Termina el salmista diciendo que la bondad y ternura serán siempre sus compañeras a lo largo de la vida.
*      Todo esto y más nos envuelve cuando sentimos y experimentamos la presencia del Señor en nuestra vida.

EVANGELIO Mt 22, 1-14
Ø   De nuevo Jesús está hablando con los jefes y sacerdotes de su pueblo, intenta por todos los medios convencer y conquistar a esos hombres que se alejan cada vez más de su vocación como representantes del Padre de Jesús, del Dios de Israel, que los ha llamado para que sean sus representantes en la tierra.
Ø  Se trata de un banquete de bodas. La boda es la fiesta más alegre y entrañable en todas las culturas, y para toda pareja que se ama.
Ø  Es decir que el Reino de los cielos es como una fiesta de bodas.
Ø  Como en la parábola de la viña, aquí el rey envía sus criados y mensajeros para recordarles a los invitados que la fiesta de las bodas de su hijo está preparada
Ø  Pero nos dice que  los invitados ignoran este recordatorio
Ø  Una segunda vez envía de nuevo sus siervos y aquí los que no vienen es por tener otras cosas que consideran más importantes
Ø  El rey se enoja y envía sus criados a invitar a todos los que encuentren por los caminos, porque Dios no abandona su proyecto porque nosotros no queramos colaborar, busca otras formas.
Ø  Y llegan invitados de toda clase, unos buenos otros malos….
Ø  Hay uno que no lleva vestido de bodas. Uno que no ha querido, seguramente, ponerse el vestido que le han dado para asistir a las bodas.
Ø  ¿Será este hombre, este invitado, como nosotros cuando a lo largo de la vida nos negamos a llevar el vestido de bodas que se nos dio en el bautismo al imponernos la vestidura blanca y decirnos que la conservemos hasta que nos presentemos ante el Señor cuando nos llame?
Ø  Las consecuencias de no usar el vestido de bodas la describe Jesús como: manos atadas, oscuridad, llanto y crujir de dientes.
Ø  Así es nuestra situación cuando rechazamos a Dios en nuestra vida: falta de libertad, tristeza, malas relaciones con los demás…
Ø  Que el Señor nos conceda cultivar la alegría en nuestra vida, alegría  que nos ayudará a reconocer al Señor  siempre caminando junto a nosotros a lo largo de nuestra vida, y este convencimiento a su vez  aumentará nuestra alegría.

SEGUNDA LECTURA   Flp 4,12-14. 19-20
Ø  Pablo  agradece a la comunidad de Filipo su ayuda. Pablo tenía una relación muy especial y un cariño grande a esta comunidad que siempre le demostró su amor.
Ø  Pero les dice algo muy bueno para un misionero, un evangelizador, diría que para todos: se vivir en abundancia y se vivir en la necesidad.
Ø  Dios les proveerá según sus necesidades, les dice a la comunidad, seguramente porque ésta es su experiencia.
Ø  Sí, aunque pasemos necesidad muchas veces, Dios sigue proveyendo por nosotros en una forma que, a veces, nosotros no acabamos de entender, pero que la fe nos revela ser así.
Ø  Dios que nos  crea, provee por nosotros, sólo necesitamos ojos de fe y amor para descubrirle obrando en nosotros.
RINCON CLARETIANO  

«Señor y Dios mío, si Vos no me decís en qué Orden religiosa me queréis para cumplir lo que me mandáis, yo no sé cómo será esto», porque de todos modos quería ser religiosa. ¿Por ventura queréis, Señor y Dios mío, una cosa nueva? (aquí no sabía yo lo que preguntaba). Esta pregunta la hice por divina disposición, pues se complacía Su Divina Majestad en ser preguntado con sencillez; y si bien la pregunta parecía indiscreta, porque en Dios no hay imposible, no la tomó a mal Su Divina Majestad pues no nacía de curiosidad, ni menos de desconfianza en el poder infinito de Dios sino que nacía de un corazón determinado en cumplir la divina voluntad, cueste lo que costara. (Esta voluntad me ha dado Nuestro Señor que en conociendo el querer de Dios ninguna dificultad se me ofrece: Bendito sea por tanta bondad) y así, me dijo Nuestro Señor con muestras de mucho agrado: « Sí, hija mía, una Orden nueva quiero, pero no nueva en la doctrina, sino nueva en la práctica». Y aquí me dio Nuestro Señor la traza de toda la Orden, y me dijo que se había de llamar: Apóstoles de Jesucristo a imitación de la Purísima Virgen María. Venerable María Antonia París, Fundadora de las Religiosas de María Inmaculada Misioneras Claretianas, Autobiografía 7.
Esto me daba mucha lástima, porque yo, naturalmente, soy muy compasivo; y esta idea de la eternidad de penas quedó en mí tan grabada, que, ya sea por lo tierno que empezó en mí, o ya sea por las muchas veces que pensaba en ella, lo cierto es que es lo que más tengo presente. Esta misma idea es la que más me ha hecho y me hace trabajar aún, y me hará trabajar mientras viva en la conversión de los pecadores, en el púlpito, en el confesionario, por medio de libros, estampas, hojas volantes, conversaciones familiares, etc., etc. San Antonio María Claret, Fundador de las Religiosas de María Inmaculada Misioneras Claretianas, Autobiografía

 BIBLIOGRAFÍA

CLARET, SAN ANTONIO  MARÍA. Autobiografía.

PAGOLA, JOSÉ ANTONIO. El camino abierto por Jesús. 2011

PAPA FRANCISCO, Angelus Octubre 12, 2014       

PARIS, VENERABLE MARÍA ANTONIA. Autobiografía.

SAGRADA BIBLIA – Versión oficial de la Conferencia Episcopal Española, 2010.





Friday, October 6, 2017


XXVII DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO – CICLO A – OCTUBRE 8 2017

Seguimos con otro evangelio cuyo tema es la viña, hoy el tema es la fidelidad nuestra a la fidelidad de Dios.

 PRIMERA LECTURA: Is 5, 1-7  

Ø  La viña del Señor es la casa de Israel nos dice Isaías

Ø  La iglesia es esta viña

Ø  Y nosotros podemos añadir, cada uno de  nosotros somos esta viña

Ø  Cuidada, protegida, mimada que se esperaba diese buenos frutos y hemos dado muchas veces frutos amargos

Ø  No siempre hemos obrado bien, nos hemos dejado seducir, distraer por nuestros ídolos, por el mal

Ø  Hemos querido vivir al margen de lo que Dios, nuestro creador y redentor nos ha dicho

Ø  Hemos querido andar por  nuestra cuenta

Ø  Y las consecuencias son las que dice el profeta, solos no tendremos protección ni nadie que nos cobige.

Ø  Pero siempre podemos regresar, cambiar de parecer como veíamos en la lectura de la semana pasada, aquellos dos hijos que fueron invitados a ir a la viña de su padre….ambos ofendieron a su padre, pero uno recapacitó….

SALMO RESPONSORIAL:  Salmo 79, 9 y 12. 13-14. 15-16. 19-20

R. (Is 5, 7a) La viña del Señor es la casa de Israel.
Señor, tú trajiste de Egipto una vid,
arrojaste de aquí a los paganos y la plantaste;
ella extendió sus sarmientos hasta el mar,
y sus brotes llegaban hasta el río.
R. La viña del Señor es la casa de Israel.
Señor ¿por qué has derribado su cerca
de modo que puedan saquear tu viña los que pasan,
pisotearle los animales salvajes,
y las bestias del campo destrozarla?
R
. La viña del Señor es la casa de Israel.
Señor, Dios de los ejércitos, vuelve tus ojos,
mira tu viña y visítala;
protege la cepa plantada por tu mano,
el renuevo que tú mismo cultivaste.
R. La viña del Señor es la casa de Israel.
Ya no nos alejaremos de ti:
consérvanos la vida y alabaremos tu poder.
Restablécenos, Señor, Dios de los ejércitos,
míranos con bondada y estaremos a salvo.
R. La viña del Señor es la casa de Israel

Ø  El salmista habla con el Señor y

o   Le recuerda como sacó a su pueblo, su viña, de Egipto y la trasplantó en otra tierra.

o   Para los Israelitas este recuerdo encerraba un sin número de prodigios obrados por Dios en su favor

o   ¿Por qué Señor has abandonado tu viña?

o   No será más bien que la viña ha abandonado a su Señor?

o   Y formula con humildad, dolor y confianza “vuelve tus ojos hacia nosotros”… “no nos alejaremos más de ti.”

Ø  ¿Es ésta nuestra súplica humilde y confiada? ¿cuáles son nuestros recuerdos de lo que Dios ha obrado con nosotros?

EVANGELIO Mt 21, 33-43

v  Jesús cuenta a los lideres religiosos de su pueblo una parábola de una viña

v  Ciertamente aquellos hombres se pondrían en guardia al oir la viña, pues en el antiguo tetamento se hablaba de una viña, querida y cuidada…

v  Esta viña tan querida la deja el dueño arrendada a unos viñadores para que la cuiden

v  Normalmente ellos tendría que cuidar y luego entregar los frutos al dueño quien les compartiría lo que fuese justo en aquella sociedad

v  Pero cuando el dueño va en busca de los frutos por medio de sus enviados, no recibe nada y ellos son maltratados e incluso matados.

v  Finalmente envía al hijo, esperando lo respetarían y nada, peor lo matan también

v  Y Jesús como hace muchas veces pide el parecer de sus oyentes,  que en este caso habían entendido perfectamente lo que él quería decirles.

v  Y termina diciéndoles, el reino se les quitará a ustedes y se dará a un pueblo que produzca frutos.

v  Creo que es bueno que aprendamos la lección, pues este nuevo pueblo, la Iglesia necesitamos reflexionar si somos aquello que el Señor quiere de nosotros, si le damos los frutos que espera

v  O más bien nos distraemos y entretenemos con nuestros idolos, sobre todo con nuestro afán de destacarnos de los demás, de poder, de falta de amor….

v  Cada uno de nosotros puede mirar su vida y ver aquella parte en que estamos distraídos y entretenidos con nuestros ídolos y

v  Con humildad regresemos a nuestro Dios y Padre para que nos transforme en aquello que Él ha soñado para cada uno de  nosotros al crearnos, para que quite de nuestro corazón los ídolos que nos alejan de nuestro único Dios.

SEGUNDA LECTURA Fil 4, 6-9

ü  Pablo invita a la comunidad de Filipo a no inquietarse

ü  En cambio les dice que presenten sus peticiones a Dios en la oración

ü  Con un corazón agradecido

ü  Y esto dará como resultado la paz de Dios que sobrepasa todo cuanto podemos esperar

ü  Porque la paz no es solamente ausencia de conflicto, es mucho más es el bienestar total tal como Dios soñó para todos y cada uno de nosotros y para toda la humanidad

ü  ¡Qué lejos estamos de esto! Nuestros conflictos son muy  numerosos, como si no participáramos todos de una misma humanidad, llamados a  seguir creando el mundo que Dios inició.

ü  ¿Dónde ha quedado lo que Jesús nos dijo? “Amense unos a otros como Yo los he amado……”

ü  Es cierto que decimos siempre y es verdad que hay más de lo bueno que de lo malo

ü  Y que hay muchas personas grandes unas y humildes otras que hacen el bien sin que sea publicado en los medios de comunicación.

ü  Pero no está de más  preguntarnos por la medida de nuestro amor.














A más de lo que vi en estas Sagradas Letras (sin ver letras con los ojos del cuerpo como he dicho arriba) una voz interior en el fondo de mi alma me explicaba el sentido de ellas, y el modo de cumplirlas. En eso me quedé (por un momento) en un mar de confusión, porque en el convento que yo entonces estaba no se guardaba lo que yo acababa de leer en aquel Sagrado Libro (digo  libro porque no sé cómo expresar en dónde vi escritas estas sagradas letras: a mi modo de entender todo lo vi en Cristo Crucificado, que al paso que me enseñaba las divinas letras me explicaba el sentido) y que como ésta fue la primera vez que Nuestro Señor me habló, y yo no entendía estas cosas, no sabía como poder dar cumplimiento a sus mandatos y anegada en un mar de lágrimas, dije a Su Divina Majestad que la tenía tan presente que me parece estaba hablando cara a cara ante la Majestad de Dios… Venerable María Antonia París, Fundadora de las Religiosas de María Inmaculada Misioneras Claretianas, Autobiografía 6.
Las primeras ideas de que tengo memoria son que cuando tenía unos cinco años, estando en la cama, en lugar de dormir, yo siempre he sido muy poco dormilón, pensaba en la eternidad, pensaba siempre, siempre, siempre; me figuraba unas distancias enormes, a éstas añadía otras y otras, y al ver que no alcanzaba al fin, me estremecía, y pensaba: los que tengan la desgracia de ir a la eternidad de penas, ¿jamás acabarán el penar, siempre tendrán que sufrir? ¡Sí, siempre, siempre tendrán que penar...!San Antonio María Claret, Fundador de las Religiosas de María Inmaculada Misioneras Claretianas, Autobiografía 8 












 RINCON CLARETIANO